#LampinhoIsNotDead (EEML será un a brave new world)

Hola, soy yo, Lampi.

Premonitorio fue el cierre del último episodio, como me lo hizo notar el mail de una oyente, finalicé diciendo: "yo fui Lampinho Da Bahía". Las cosas no estaban bien en la radio, pero nunca imaginé que resultarían del modo que están a hoy. El inconsciente tiene vida propia dicen los ingenieros...

¿Qué pasó? Bueno, de todo. Sintetizando un poco, en Radio América no se pagaron los aguinaldos de diciembre y desde ahí en adelante nadie en la radio cobró nada. En el medio fue supuestamente comprada, para luego este nuevo dueño desconocer la compra. Es decir, la radio fue abandonada por sus dueños.  Al día de hoy sus empleados la mantienen al aire, en base a esperanza, amor y fe en que algo pase.  Ese modo de continuar hacía muy difícil anunciar a los cuatro vientos el fin de El Macroscopio. La prioridad la tenía la situación de ex compañeros que pasaban a tener su trabajo a la deriva. 

Todos me preguntaban si seguiría. No creo haber dudado nunca que lo haría. Pero costaba encarar algo distinto luego de seis temporadas, donde siempre imaginamos finales distintos pero nunca el que fue. La realidad supera siempre la ficción, dicen y tienen razón.

Bueno, se hizo momento de seguir. Me propusieron escribir en una revista y eso generó la inercia que me faltaba luego del golpe. Tuve dos intentos de propuestas. Al empezar a escuchar la palabra madrugada, agradecí sin siquiera intentar escuchar. Chega de madrugada. La continuidad tenía que pasar por otro mundo.

Entonces, la idea de un podcast donde cada tanto acercarme al universo que desde 2010 estuvimos proponiendo: el colocar la música en el centro y buscar espacios para vincularnos con ella, de un modo no convencional, sin reglas fijas ni formatos. 

"El extraño mundo de Lampi" se va a llamar. EEML, por ahora, luego veremos. Todo cambia siempre, ¿no? 

Además, visitaremos al "El Macroscopio" con "Flashbacks". Creamos un universo interesante como para dejarlo tirado por ahí. Al menos para los que lo hicimos con tanto cariño. Del que no nos llevamos nunca nada, mas que el cariño y reconocimiento de quienes nos escuchaban. Fue empujado por muchos, por puro amor al arte, la música y la radio.

No me despido de nadie. Todos somos parte de un todo, no veo que no voy a estar sin aquellos compañeros de ruta. Por eso no voy a saludar a: Mister Goodkat, Alberto Vonsik, Quique Polimeni, Claudia Giardullo, Leo Navarro, Evaristo Stent Trend, Sigmus Desconocido, Damián Torres, Julian Vilar, Beltra, el Demente, Pietro Hernandéz, Lean Squerzanti, iPol, Bruno Bortone, Mariano Acimut, el Gato, Jhonny Utah y tantos otros que me olvidaría seguro de alguno. Por suerte no corro ese riesgo, porque no me despido de nadie, se que el agua nos volverá a juntar en algún momento. Río arriba, seguro nos veremos. 

Terminamos y empezamos, como todos los días.

#LampinhoIsNotDead